Me llamo Laia, y siempre me ha gustado cocinar, además tengo una panda de amigos alrededor a los que no les importa nada que experimente con ellos. Después de pasar por varios recetarios y acabar llenándolos me sugirieron que me hiciera uno online, así además de no terminarlo, podría compartir las recetas que hago de forma muy sencilla. Bueno, pues aquí empieza AmorcillArte, espero que os guste.
Besos.

Conchas o Vieiras Marineras

1

Posteado por Laia | Posteado en | Posted on domingo, abril 25, 2010



Esta receta la descubrí en Canecositas, y pensé que no sabría demasiado a pescado, ya que no lleva ingredientes exquisitos. No obstante, están buenísimas, porque los mejillones dejan muchísimo sabor a marisco, y además salen muy bien de precio.



Ingredientes para 6 conchas:
- 1 lata de mejillones al natural.
- 250 gr. de gambas peladas y congeladas. Yo compré un blister que hay en Mercadona negro. Las gambas son bastante grandes y tienen muy buena calidad. Además es la medida justa para esta receta.
- 8 palitos de cangrejo.
- 65 gr. de harina.
- 75 gr. de aceite.
- 400 gr. de leche. Yo utilicé semidesnatada fresca de Mercadona. Seguro que está mucho mejor con leche entera.
- Sal, pimienta, nuez moscada y queso rallado.
En primer lugar cortar las gambas, los palitos, y los mejillones en trocitos pequeños (quita las barbitas negras a los mejillones).

-La preparación con Thermomix es la siguiente:
Echa el aceite en el vaso y programa 5 minutos, temperatura Varoma, velocidad 1. Cuando falte 1 minuto, añade los palitos, los mejillones y las gambas (todo cortadito), y deja sofreír durante ese minuto.
A continuación añade la harina y programa 1 minuto, temperatura Varoma, velocidad 1. Echa la leche, una cucharadita de sal, pimienta, y nuez moscada y programa 7 minutos, temperatura 100º, velocidad 3 unos segundos. Baja la velocidad a 2, y dejar terminar los 7 minutos programados.

- Sin Thermomix:
En una sartén echa el aceite y sofríe los palitos, los mejillones y las gambas, hasta que compruebes que éstas últimas no están crudas. Seguidamente añade la harina (a ser posible tamizada con un colador), y sofriéla durante unos minutos (como si hicieses una besamel).
 Finalmente añade la leche poco a poco hasta alcanzar la consistencia deseada. No te obsesiones con añadir exactamente la cantidad de leche de la receta, porque al hacerlo en una sartén puedes necesitar más o menos para alcanzar la textura de besamel.



Por último rellena las conchas, o cualquier recipiente pequeñito apto para horno con la mezcla obtenida. Espolvorea con el queso rallado que prefieras y gratina en el horno, durante 10 minutos aproximadamente, hasta que veas que el queso está fundido.



Comentario (1)

Se ve muy bien desde el Ipad.

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario!